OracionalesEl Man Está vivo!

Oracional !El Man está Vivo! Adultos

Una Puerta a la Palabra Enero 2018

Nunca estás solo

Una de las expresiones que más me gusta de la Biblia está en el Salmo 27: “Si mi padre y mi madre me abandonan, el Señor me acogerá”. Esa imagen expresa la opción firme que Dios ha hecho por nosotros, su decisión de amarnos intensa, infinita y eternamente. Nada nos podrá separar de su amor (Romanos 8,28-37). Es fundamental saber esto para quien quiera ser feliz.

Muchas veces uno siente que Dios lo ha dejado. Y lo siente porque está pasando por una enfermedad, por un momento de depresión económica, por divisiones en la familia, por un alguien que había jurado amarnos para toda la vida y que nos ha dejado cualquier motivo. Cuando todo está funcionando mal la sensación que tenemos es que Dios nos ha abandonado. Hoy esta imagen nos hace tomar conciencia que el Dios de la vida nunca nos abandona y que siempre está a favor nuestro.

La fuerza de la imagen está en el amor que experimentan los padres por los hijos, ya que los padres están con nosotros siempre y, normalmente, no quieren abandonarnos. Cuando leo este texto pienso en mi mamá y en como ella siempre está pendiente de nosotros, a pesar de que ya estamos grandes y cada uno tiene su vida definida. No me imagino a mi mamá abandonándome, eso es casi imposible, estoy seguro de que daría la vida por alguno de sus hijos. Pero si eso llegara a suceder, Dios me acogería. Es decir, Dios no nos abandona nunca. Por ello esa situación que estás viviendo la tienes que entender de otra manera, no como abandono de Dios porque eso no es posible.

Te invito a descubrir que detrás de ese sufrimiento hay un tesoro que tienes que encontrar. Por ello no puedes perder la esperanza y las ganas de luchar, por ello no puedes darte por vencido, tienes que seguir creyendo y luchando. Tienes que demostrar que eres un guerrero de la vida y que estás dispuesto a sacar adelante tu proyecto vital cueste lo que cueste.

Que la lectura de la Palabra de Dios y los comentarios de los Padres Carlos Alvarez y Gustavo Mesa te ayuden sentirte amado y lleno del poder de Dios. Ánimo. Dios está contigo.

Adquiere tu suscripción aquí