OracionalesEl Man Está vivo!

 

Oracional !El Man está Vivo! Adultos

Oracional Adultos Marzo 2019

Construyendo la vida

Iniciamos con la fuerza de Dios un nuevo mes que, seguramente, estará lleno de muchas cosas buenas, y, quizá, para otros estará lleno de momentos a enfrentar. Es una buena oportunidad para repensar la vida y para preguntarnos acerca del sentido de esta, teniendo como centro la propuesta de Jesús de Nazaret.

Quisiera que nuestra reflexión se centrara en observar que la vida no es color de rosa, sino que está llena de matices que nos deben poner a pensar en todo momento en cómo vivirla. No todo en la vida es bueno, hay momentos de bendición en los que sentimos la fuerza y la compañía de Dios, y otros momentos en los que todo se hace difícil, en los que no podemos salir adelante y sentimos que caminamos solos. Es bueno saber que en uno u otro momento podemos contar con la compañía de nuestro Dios.

El cómo enfrentas la vida es fundamental para la consecución de las metas. Porque puede que creas que la vida está predeterminada y que no hace falta hacer mayor cosa. La reflexión en este mes nos llevará a entender que no hay nada construido, y que Dios nos ha dado las capacidades necesarias para que nosotros tomemos decisiones inteligentes que nos lleven a ser más felices y a construir proyectos de vida sanos.

Agradezco una vez más a todos aquellos que adquieren el oracional, a quienes encuentran en él un elemento de bendición, a quienes lo regalan y a quienes lo distribuyen. Gracias por hacer de este material de oración y reflexión una bendición para muchas personas. Gracias, también, a quienes a través de las redes sociales me hacen saber el bien que hace este oracional. Sepan que cuanto se escribe aquí es para la Gloria del Dios que nos une y que nos invita a ser hermanos. Deseo que ese mismo Dios los siga bendiciendo y los continúe ayudando siempre a ser felices, a vivir en plenitud y a realizar su vida de la mejor manera. Los bendigo.

Adquiere tu Suscripción aquí

Oracional !El Man está Vivo! Jóvenes

Oracional Jóvenes Marzo 2019

Juventud, ese tesoro

Ser jóvenes es una bendición. No puedes desaprovechar este momento que estás viviendo. Te puedo asegurar, con toda mi experiencia, que el tiempo pasa muy rápido, y si no aprovechamos las etapas que estamos viviendo lo lamentaremos rápidamente. Te lo digo yo, que estoy parqueado en los 50 años y no sé cómo llegué tan rápido a esta etapa. Y te cuento que se nota el paso del tiempo. Ya no puedo jugar tantos set de tenis como antes y siento más fuerte el rigor de las enfermedades. Por eso, te lo digo: aprovecha este momento: aprende mucho, lee mucho, escucha mucho, explora con responsabilidad y prepárate para el futuro.

No dejes que las fuerzas de las hormonas, que las ganas de libertad, que la rebeldía te haga creer que serás joven eternamente. La juventud es un tesoro que se pierde y que por eso hay que sacarle el máximo de provecho. Por eso hoy te propongo que te hagas buenos propósitos, que tengas metas claras para que te jalonen y salgas adelante. No se trata de agradar a otros, sino de tener un proyecto de vida que te ayude a realizarte y a ser feliz siempre.

He sido disciplinado, pero aun así, me arrepiento de algún tiempo perdido porque lo que dejé de aprender en él ahora me hace falta. Espero que estas oraciones y reflexiones te ayuden a estar más atento a tu proceso y te hagan vivir plenamente. Te deseo todo lo bueno, pido a Dios que te llene de su fuerza y su poder y que bendiga a los que están a tu lado. Gracias por leerme y por compartir conmigo alguna inquietud a Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo. Agradezco también la colaboración en la producción de contenido a Alejandro Guedez. Bendiciones

Adquiere tu suscripción aquí

Oracional !El Man está Vivo! Kids

Oracional Niños Marzo 2019

Amar, es la tarea diaria

Siempre tenemos que hablar del amor. No podemos olvidarnos de lo fundamental que es saber amar, dejarnos amar y, sobre todo, entender que Dios es amor. Por eso, hoy vuelvo a hablarles del amor, y les invito a creer en el amor. Nada los puede hacer sentir poco amados. Ningún comentario de sus compañeros de clase, ni de sus amigos; ni mucho menos algún error cometido que generó un regaño. Nada los puede hacer sentir que no son importantes y valiosos. Ustedes son amados por Dios y por sus padres. Ustedes tienen muchas cualidades y capacidades que los hace ser muy valiosos. Eso nunca lo deben poner en duda. Sin amor nadie es feliz. Y el amor implica siempre mucha ternura, manifestaciones de afecto, palabras caricias, actos de servicio; que nadie te diga que te ama si no lo muestra así. El amor implica cuidar a la persona amada, evitar hacerle daño, evitar que sufra, ese es un compromiso claro y firme. Y, finalmente, el amor implica dejar al otro realizarse en libertad, estando cerca, pero dejándolo ser. Debes estar atento a esas características. Espero que estas reflexiones y oraciones que mi equipo de contenido permite llegue a tus manos sea una oportunidad para pensar más en el amor y vivir a plenitud como un buen niño. Te bendigo, oro por ti y espero que tú lo hagas por mí.

Adquiere tu suscripción aquí

Oracional !El Man está Vivo! Adultos

Una Puerta a la Palabra Marzo 2019

Tienes una misión

Cada vida es diferente cuando descubre su misión; no se trata de creer que esto es algo sobrenatural o que va más allá de los sentidos, pues es más bien poder descubrir lo esencial de cada día y poder entonces encontrar una razón más para vivir feliz.

De las lecturas bíblicas que nos propone la iglesia para este mes, me llama la atención un par de versículos: “Jesús dijo: Yo os aseguro: nadie que haya dejado casa, hermanos, hermanas, madre, padre, hijos o hacienda por mí y por el Evangelio, quedará sin recibir el ciento por uno: ahora, al presente, casas, hermanos, hermanas, madres, hijos y hacienda, con persecuciones; y en el mundo venidero, vida eterna”. (Mateo 10, 29 - 30)

No significa esto que debas dejar todo de lado y olvidar tus responsabilidades familiares y compromisos laborales. Es más bien comprender que el primer lugar de nuestra vida debe ser ocupado por Dios. La misión más grande y primera que tienes en la vida es descubrir en Dios ese verdadero sentido, eso sí sin descuidar los demás aspectos de tu vida.

Todas las personas creyentes estamos llamadas a evangelizar y ese es el aspecto principal de la misión que tenemos. No significa que para ello debas dejar la vida que hoy llevas; es más bien que en medio de tu realidad puedas constituirte en ese instrumento de Dios para impactar positivamente tu vida familiar, social, laboral y comunitaria.

La verdad, el dejarlo todo para encontrar nuestra misión implica una recompensa y Jesús la promete no únicamente después de la muerte, sino también para el presente, pues quien es seguidor de Jesús disfrutará siempre de la riqueza que representa formar parte de una comunidad de creyentes. Descubrir la misión que Dios te dio significa ser verdaderamente feliz y poder así llevar a otros esperanza y alegría, haciendo de lo cotidiano algo trascendental. Recuerda que tú también puedes transformar las vidas de los demás, tal como lo hizo Jesús: “En verdad, en verdad os digo: el que crea en mí hará él también las obras que yo hago, y hará mayores aún, porque yo voy al Padre”. (Juan 14, 12)

Adquiere tu suscripción aquí